Aunque afecta principalmente a los niños y adolescentes, el (TDAH) a veces persiste durante la edad adulta. Los síntomas son similares: dificultad para concentrarse y quedarse quieto, tendencia acusada al desorden, incapacidad para hacer planes o recordar detalles… De hecho, los diagnósticos se han disparado en los últimos años.

A %d blogueros les gusta esto: