Hemos escritos muchas veces, hemos emborronado muchas cuartillas y en definitiva hemos hecho mucho hincapié en demostrar que nuestros pequeños y no tan pequeños habitantes de muchos de nuestros hogares y que padecen este síntoma de TDAH, son personas normales, que deben de ser atendidos tanto por sus padres, por su entorno familiar, y de manera muy especial por sus profesores habituales de forma cordial.

A %d blogueros les gusta esto: